Visita a Bodegas San Valero

El pasado sábado día 9 de noviembre de 2014, sí hace ya un ratico de esto, tuvimos el placer de visitar las Bodegas San Valero gracias a Grupo Pastores que coordinó la excursión como agradecimiento a nuestra colaboración en La Carpa del Ternasco durante las Fiestas del Pilar de ese año. ¿Pero por qué hablaros de esto ahora? pues porque os quiero recomendar nuestro Cava aragonés para estas Fiestas de Navidad que tenemos a la vuelta de la esquina, sí, sí, en Aragón además de grandes vinos tenemos cava de excelente calidad ¿no lo sabías? pues mira que bien lo pasamos en las viñas…

Bodegas San Valero

Bodegas San Valero

Si algo bueno sacamos de esta experiencia es conocer un poquito más sobre la cultura vitivinícola aragonesa, Cariñena es tradición; creada en 1944 Bodegas San Valero es la cooperativa más antigua de Cariñena; es viña,  700 viticultores que cultivan más de 8.600 hectáreas de viñedo y ante todo, es buen vino, reconocido por más de 100 medallas o premios recibidos en los últimos cinco años, a veces nosotros mismos desconocemos hasta dónde puede llegar la calidad de nuestros productos, esos productos que por cotidianos y por cercanos somos incapaces de apreciar y sobre todo, consumir con la exigencia que se merecen, me explico, cuando vamos de vinos se nos llena la boca pidiendo nombres rimbombantes que seguramente son de fuera de nuestra región, pues bien, hoy puedo confirmar que podemos pedir un Cariñena levantando la cabeza orgullosos de los grandes vinos y cavas que tenemos en Aragón.

Moscatel, Vinos, Cava...

Moscatel, Vinos, Cava…

Más de 400 familias forman la Cooperativa San Valero, coordinar y realizar todos los controles necesarios, tanto a pie de campo como a las uvas que llegan a las bodegas, es un esfuerzo que se ve recompensado con los resultados en ventas a más de 30 países diferentes llegando a producir 15 millones de litros de vino al año, que no es poca cosa…

Las viñas de las piedras

Las viñas de las piedras

La visita comenzó a pie de campo, vimos las viñas y conocimos lo que cuesta sacar un puñado de uvas, tres años hasta que las primeras cepas dan su fruto, tierras pedregosas que hacen difícil su arado pero ayudan a madurar el fruto de forma uniforme gracias al reflejo del sol en el suelo, el Vino de las Piedras  debe su nombre a este curioso sistema de maduración, luego el clima, la altitud y hasta el cierzo que corre por Cariñena hacen el resto. Allí mismo Pedro, Miguel y Susana nos sorprendieron con un cava aragonés bien fresquito, Cava Gran Ducay, todo un lujo.

Visita a las viñas y Cava aragonés

Visita a las viñas y Cava aragonés

Después pasamos al interior del recinto de la bodega, es curioso pasear por los jardines de viñas que representan todas las variedades de uva con las que elaboran los vinos, descubrimos sabores deliciosos pues íbamos picoteando uvas como pajarillos por el huerto jejeje.

Probando uvas como pajaricos

Probando uvas como pajaricos

Las bodegas en sí son grandes, muy grandes, con capacidad para almacenar miles de litros de buen vino, paseamos por las diferentes zonas bien diferenciadas, sala de fermentación y estabilización, barricas de maduración con temperatura y humedad controladas y planta de embotellado con diferentes máquinas y estrictas medidas de higiene.

La bodega por dentro

La bodega por dentro

Después como había hambre, nos dieron de comer allí mismo ;). Junto a la bodega tienen una casita la mar de chula con su chimenea y su pedazo de cocina completamente equipada, los platos del menú que degustamos corrieron a cargo de la mano del Chef Cristian Yáñez de La Ternasca que se desplazó hasta las bodegas para cocinar para nosotros con Ternasco de Aragón entre otras cosicas:

Pero primero comenzamos con una Cata de vinos blancos:

“Particular Chardonnay-Moscatel de Alejandría 2013”, aromático pero seco en boca, fresquito entra de maravilla, es un vino de los peligrosos porque está muy rico y entra muy bien.

“Particular Chardonnay fermentado en barrica 2013”, menos aromático en nariz pero impresionante de matices en boca, nos gustó más este, bueno no, el primero, no, el segundo, jajaja, Arantxa y yo no nos poníamos de acuerdo…

Y ya los platos perfectamente maridados:

Los platos perfectamente maridados por Cristian

Los platos perfectamente maridados por Cristian

  • Popieta de cordero con pasta kataifi, salsa teriyaki y bechamel de ternasco maridado con “Particular Garnacha 2013”, un tinto delicado.
  • Salteado de setas (rebollón, trompeta negra, boletus) con jamón, “Particular Garnacha Old Vine 2011”, este tinto es más recio y que casaba a la perfección con la complejidad de sabores de las setas con el jamón, probabas las setas, bebías un sorbo de vino y te limpiaba la boca y provocaba que disfrutaras tanto del vino como de las setas, algo curioso que confieso que me ha hecho entender por primera vez, lo que es un maridado bien hecho.
  • Albóndigas de longaniza de ternasco con salsa de queso y manzana, “Particular Cariñena Old Vine 2012”.

El broche de oro lo puso la copica de “Moscatel de uva de Alejandría” que estaba para quitarse el sombrero y lanzarse a cantar jotas, maaaaaaaa que buenooooo, por suerte pude hacerme con una botella en la tienda que tiene allí mismo 😉

Finalmente foto de grupo de todos los asistentes:

Foto de grupo

Foto de grupo

 

Print Friendly


Sazona este artículo con tu comentario:

Powered by WordPress